• 2017cover Actualidad
  • 1
Martes, 10 de Abril de 2018 a las 10:43

‘Ciencia a la carta’ para estudiantes de segundo de bachillerato

La Escuela de Ciencias Experimentales y Tecnología (ESCET) y la Unidad de Cultura Científica y de la Innovación (UCC+i) han diseñado un amplio programa de actividades para acercar la ciencia a los jóvenes.

Ver videonoticia

Irene Vega

Fomentar el conocimiento científico y tecnológico y despertar vocaciones son los principales objetivos de las jornadas ‘Ciencia a la carta’, que este año han celebrado su segunda edición. Estudiantes de segundo de bachillerato han visitado la URJC para conocer de primera mano la labor de los científicos y sus espacios de trabajo.

Las actividades programadas han pretendido mostrar algunas de las diferentes áreas de conocimiento que se imparten en la ESCET: Ciencias ambientales, Ciencia y Tecnología de los alimentos, Ciencia de los materiales, Física, Química, Geología o Biología. “En la URJC combinamos docencia e investigación en ciencia y tecnología. Disfrutamos con lo que hacemos y queremos que se sepa en qué consiste. En el programa de actividades intentamos abarcar la máxima variación en sus contenidos”, señala José Manuel González, director de las jornadas y profesor de la ESCET.

Los estudiantes han podido escoger ‘a la carta’ las actividades que por su contenido les han resultado más atractivas y provechosas para su formación. Por ejemplo, han observado en un microscopio óptico las distintas partes de un musgo. “Lo que hemos visto es justo lo que estamos haciendo en Biología y a mí, por lo menos, me ayuda mucho”, destaca Cristina López, estudiante del British Council School. Su compañero George Zis añade que esta actividad le ha resultado bastante útil porque “presenta más o menos lo que te vas a encontrar en este campo a la hora de venir a estudiar y te prepara para lo que vas a hacer en un futuro no tan lejano”.

Experiencias con los cinco sentidos y desafíos científicos

Las jornadas ‘Ciencia a la carta’ forman parte del calendario de eventos de promoción de la cultura científica que la UCC+i programa anualmente. Iniciativas como ésta pretenden motivar a los estudiantes a emprender una carrera científica con actividades dinámicas y participativas. Los asistentes han tenido que poner a prueba sus conocimientos y enfrentarse a diferentes retos. Por un lado, han podido experimentar con alimentos y conocer los secretos de la tecnología alimentaria utilizando el olfato. Además, han aprendido a interpretar las imágenes de los satélites que observan la Tierra, se les ha mostrado diferentes tipos de invertebrados que habitan en una charca y  las diferentes especies de polinizadores que existen.

Otros desafíos han consistido en resolver diferentes hipótesis para fabricar objetos cotidianos con innovadores materiales y escapar de un laboratorio resolviendo acertijos con ayuda de la física. “Sin duda, el componente lúdico es efectivo. Aunque no pretendemos hacer creer que en la ciencia es todo acción en laboratorio y diversión. Hay momentos de prueba y error, otros de repetir y repetir lo mismo hasta acumular evidencias suficientes”, subraya el director de las jornadas.

Por otro lado, los participantes también han tenido la oportunidad de visitar las instalaciones del Centro de Apoyo Tecnológico del campus de Móstoles de la URJC. Esta experiencia les ha permitido conocer una auténtica unidad de energías renovables, una depuradora de aguas residuales, una planta de ingeniería química y un laboratorio al aire libre para conocer cómo se estudia el cambio climático.

La realización de las actividades ha sido posible gracias a la convocatoria de ayudas del Vicerrectorado de Extension Universitaria y ha contado también con el apoyo de la ESCET y el Vicerrectorado de Investigación.