esen
  • 2017cover Actualidad
  • 1
Viernes 13 de Septiembre de 2019 a las 14:43

La URJC aborda el problema del trabajo y el crecimiento económico presente en la agenda de la ONU

Desde la cátedra de Desarrollo y Erradicación de la Pobreza SDGF-URJC se ha organizado un seminario en París con el objetivo de analizar y afrontar los retos que se presentan ante la realidad laboral actual, uno de los objetivos de la agenda 2030 de la ONU. En el evento participan el rector, Javier Ramos, y otros representantes de la URJC.

Redacción

Desde ayer, jueves 12 de septiembre, hasta hoy, viernes 13, se está celebrando en París el II Encuentro de Expertos ODS: “ODS 8. Agenda 2030: Trabajo decente y las aportaciones de la comunidad internacional”. Una cita que reúne en la capital francesa a expertos del tema para abordar y debatir sobre el Objetivo de Desarrollo Sostenible 8 de la agenda europea 2030 sobre Trabajo Decente.

El seminario se celebra en el marco de las acciones derivadas de la cátedra de Desarrollo y Erradicación de la Pobreza SDGF-URJC y de las relaciones académicas y de investigación entre la Universidad Rey Juan Carlos, la Universidad Carlos III y la Universidad de París Ouest Nanterre La Défense. Durante los dos días que dura este encuentro tendrán lugar múltiples ponencias divididas en dos paneles de miembros de estas universidades.

Al evento han acudido, en representación de la Universidad Rey Juan Carlos, el rector Javier Ramos; el profesor Cástor Díaz Barrado; la catedrática de derecho Pilar Charro; Diana Verdales, responsable de Proyectos del Centro de Estudios de Iberoamérica de la URJC; la profesora Cristina del Prado; la catedrática de derecho Carolina San Martín y, por último, Sagrario Morán Blanco, profesora de Derecho Internacional Público y Relaciones Internacionales.

Rector Paris 1

El Objetivo número 8 (Trabajo Decente y Crecimiento Económico) que se ha marcado la ONU en el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo apunta a la estimulación del crecimiento económico sostenible mediante el aumento de los niveles de productividad y la innovación tecnológica. Esta idea surge como respuesta y para solventar a la realidad laboral y económica que afecta a muchos países: mientras la economía mundial continúa recuperándose es patente un crecimiento más lento, un aumento de las desigualdades y un déficit de empleos para absorber la creciente fuerza laboral.

De esta manera, desde la ONU se pretende fomentar políticas que estimulen el espíritu empresarial y la creación de empleo, así como aplicar medidas eficaces para erradicar el trabajo forzoso, la esclavitud y el tráfico humano. Con estas metas en consideración, el objetivo de la ONU es lograr empleo pleno y productivo y un trabajo decente para todos los hombres y mujeres en 2030.