esen
  • 2017cover Actualidad
  • 1
Jueves 21 de Mayo de 2020 a las 07:00

Un MOOC de la URJC recrea el Sitio Real de El Pardo utilizando Minecraft

El curso gratuito 'Los Sitios Reales como recurso profesional', ofertado por la Universidad Rey Juan Carlos dentro de su plataforma de conocimiento abierto, URJCx, se sirve del popular juego de bloques, entre otros recursos tecnológicos, para hacer más atractiva la historia de estos emblemáticos lugares y ofrecer nuevos modelos de puesta en valor de los mismos.

Raúl García Hémonnet

El MOOC, dirigido por los profesores del área de Historia Moderna José Eloy Hortal y Félix Labrador, que aborda la Historia y las posibilidades profesionales de los Sitios Reales españoles y europeos, utiliza varias metodologías innovadoras para hacer más atractivos sus conocimientos.

Realidad Virtual, Realidad Aumentada y videojuegos son herramientas habituales en este MOOC que ha apostado muy fuertemente por las últimas tecnologías para desarrollar sus contenidos.

Una de las herramientas más llamativas ha sido el uso del popular videojuego de construcción de mundos virtuales en espacios abiertos, 'Minecraft', Sirviéndose de él, el equipo del MOOC ha recreado el Sitio Real del Palacio de El Pardo de Madrid.

Este proyecto, dirigido por el profesor e investigador Pablo Prieto, del área de Expresión Gráfica Arquitectónica, permite al alumno del MOOC, que está a punto de estrenar su cuarta edición (1 de junio) conocer el uso de la gamificación (mecánicas de juego para la educación) para difundir los Sitios Reales de manera innovadora y atractiva para los estudiantes de diferentes etapas, a través de la herramienta Minecraft Education.

Se eligió Minecraft porque, como señala el profesor del área de Historia Moderna y miembro del cuerpo docente del MOOC, Jorge Pajarín, es “un videojuego abierto, de fácil adquisición, muy popular y muy flexible que permite llevar a cabo un proceso de inmersión con el alumno”. Según datos de 2018, el juego acumula un total de 44 millones de copias vendidas y 74 millones de usuarios activos al mes

El mundo del Real Sitio de El Pardo, como señala el profesor Pablo Prieto en un vídeo del MOOC “es totalmente jugable y permite utilizarlo para diferentes tipos de edad”. El mundo es fruto de un minucioso trabajo realizado adaptando el mapeado de El Pardo a los bloques de 1m que se usan en Minecraft para conservar el máximo rigor. Además de recrear de manera fiel el Sitio Real, el equipo dirigido por Prieto ha personalizado el aspecto del jugador, dándole las características de Carlos III, “el rey que más contribuyó al desarrollo de El Pardo”, explica el docente.

Los estudiantes de MOOC tienen la posibilidad de descargar este mundo virtual que ha llevado unas 400 horas de trabajo al equipo. Por ahora sólo se ha recreado el Real Sitio de El Pardo, pero, como explica Jorge Pajarín “se están desarrollando otros emplazamientos como Aranjuez, en cuya producción participan los propios alumnos de la Universidad”.

Realidad aumentada y virtual para poner en valor el patrimonio

Además de usar los videojuegos como recurso educativo, en el MOOC se muestra la posibilidad de utilizar herramientas innovadoras como la realidad aumentada y la realidad virtual para encontrar nuevas formas de valorizar los Sitios Reales.

Como explica el profesor Pajarín, “la realidad aumentada se ha utilizado para dar un valor añadido a la creación de itinerarios turísticos, enriqueciendo la experiencia de la persona que acude a los Sitios Reales, proporcionando más información que la que nos da la simple visita del sitio, a través del teléfono móvil”, creando nuevas oportunidades en el sector del turismo. En este sentido ha destacado el trabajo de la profesora del Área de Expresión Gráfica Arquitectónica, María Luisa Wallisser, que ha desarrollado, entre otros proyectos, un juego de mesa con realidad aumentada para conocer la vida de la corte de Carlos III en los Sitios Reales.

El MOOC pone de manifiesto que la Realidad Virtual también se puede utilizar para la revalorización y divulgación. En esta caso, el profesor Pajarín cita el ejemplo del proyecto realizado para recuperar, de manera virtual, el poco conocido Real Sitio de La Isabela, en Sacedón, Cuenca, un balneario de la época de Fernando VII, prácticamente desaparecido.

Como indica el docente, “La finalidad del MOOC no es solo poner en valor los Sitios Reales sino dar herramientas para que estos lugares puedan ser explotados desde diferentes puntos de vista: turismo, patrimonio, geografía ambiental, urbanismo y siempre con rigor histórico a la hora de desarrollar todos los contenidos en todos los formatos, para poder valorar lo que tenemos y seguir haciéndolo en el futuro”.

Una propuesta multidisciplinar y atractiva en el campo de las Humanidades en la que la innovación educativa tiene un papel protagonista.